Luis Manuel Espinosa E.

Centralismo y olvido

Por: Luis Manuel Espinosa E.Opinión2020-09-16 12:00 AMSincelejo
Hay que obviar también el escollo de la identidad...
Creado el departamento de Sucre como entidad territorial del orden regional, se creyó que estaba resuelta la problemática de buena parte de la geo etnia sabanera. En ese entonces, no se pensó que además del aspecto socioeconómico, era indispensable contemplar lo relacionado con lo atinente a lo cultural y ecológico. Y era que aún para esa época de mediados del siglo XX, el desarrollo se entendía referido únicamente a lo estrictamente económico de una sociedad. Los planes tenían básicamente ese carácter y todo se reducía a la producción y al conglomerado social como causa y efecto de esa operación.
Sin embargo, más tarde, primero con la teoría de la teología de la liberación y luego con la metodología de la cibernética social, que priorizaron al hombre y su situación social, cambió el enfoque que imperaba desde la entronización del socialismo en Europa. Fue cuando se dijo, el desarrollo debe ser ante todo humano. Las encíclicas papales de los años sesenta, enfatizaron en esta cuestión primordial y se habló en delante de un desarrollo holístico regional. Los pueblos no podían atender lo concerniente a su crecimiento económico, sin mirar precisamente el potencial cultural y ecológico.
En adelante la idiosincrasia y la topografía eran esenciales en la planificación a emprender.
Para mediados de la década del noventa del pasado siglo, un grupo de personas aglutinados en la fundación Futuro para Sucre, planteó al Gobierno nacional la necesidad de diagnosticar la situación socioeconómica del Departamento, la cual contó con la acogida de quienes representaban a Sucre en el alto gobierno, entre otras personas María del Rosario Guerra, Antonio Gómez Merlano y Antonio Hernández Gamarra. De ahí surgieron los estudios sobre los procesos culturales y políticos y situación de la ganadería en Sucre, que patrocinara Fonade; así como la recomendación de acometer el Gran Proyecto Sucre, como culmen de un desarrollo integral.
Se hace imperioso entonces, darle continuidad a la gesta del desarrollo departamental, tanto en una perspectiva económica, como cultural.  Hay que obviar también el escollo de la identidad, que sin el conocimiento de la historia regional resulta imposible reafirmar. Aun cuando una investigación adelantada por la Universidad de Sucre, permitió establecer los   elementos de la cultura sabanera, sin su resignificación y sin evidenciar lo ambiental, tampoco se puede avanzar. Pero como el departamento de Sucre, sufre las consecuencias del   olvido del Gobierno central y adolece igualmente de un liderazgo más proactivo, si no se consigue un accionar conjunto, no se podrá superar la problemática actual.

MÁS NOTICIAS

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para elaborar información estadísticas, mejorar las preferencias y funcionalidad del sitio. Al continuar, aceptas su uso.
Aceptar