Mentir sin escrúpulos

Mentir sin escrúpulos

Por Félix Manzur Jattin

Martín Lutero decía que una mentira es como una bola de nieve; cuanto más rueda, más grande se vuelve. Esta frase parece cobrar actualidad ante el cinismo, el descaro o la falta de pudor o escrúpulo ante la catatarsis de credibilidad de muchas instituciones públicas y privadas no solo de Colombia sino de todo el mundo.

Un país y planeta que se mueve ante la conveniencia personal, partidista, corporativa, militar, religiosa, política. Donde la moral se postra ante el subterfugio de la venalidad, de la desfachatez, del dejar hacer y dejar pasar, del morbo mediático y de la postración y el elogio del facilismo y lo corrupto.

En la antigüedad existía un poeta filósofo que decía que todo el mundo miente en su entorno. Epiménides, el autor de esta frase que está relacionada con la filosofía y la lógica, pertenece al grupo de las paradojas falsídicas.

Aunque la gran mayoría de los seres humanos no mienten, desafortunadamente para muchos mentir parece normal. Miente el rico, el poderoso, el débil, el fuerte, el político, sindicalista, el padre al niño para que se comporte. El término mentiras piadosas parece protocolizado para ceñirlo a la ética y a la honorabilidad en el actuar.

La peor y más aceptada mentira la hace el gobernante o algunos políticos con el fin de ganar adeptos y confundir conciencias. Marco Tulio Cicerón esbozaba que la verdad se corrompe tanto con la mentira como con el silencio. Axioma que confunde pero que es el trajinar diario de comunidades o seres humanos. La verdad duele cuando descubrimos la mentira en la que hemos vivido. Según George Orwell, el lenguaje político está diseñado para hacer que las mentiras suenen veraces.

Vemos continuamente políticos dándose golpes de pecho, condenados diciendo que son perseguidos políticos, usurpadores del erario público mostrando a otros como corruptos y tapando su falta, jueces, magistrados y fiscales que no cumplen su función moralizadora, aunque la mayoría son impolutos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.