8 de diciembre de 2022 - 12:00 AM

El Templo de la Revolución

El Templo de la Revolución

Por: Francisco Montes Vergara.

La revolución francesa es un ejemplo de mentalidad moderna. Desde su nacimiento no sólo tuvo el propósito de cambiar una forma de gobierno, sino realizar transformaciones en la sociedad.

Los expertos en la génesis de la revolución francesa consideran que ese fue el momento de una revolución política, pero que tomó en cierto modo un aspecto de revolución religiosa. Bien así es considerada toda vez que penetró a través de la predicación y la propaganda. Adicional a ello, Alexis de Tocqueville; político e historiador francés, explicó que la revolución tuvo un carácter de universalidad y salvación. Se enmarca una gran batalla cultural y de costumbres con el único propósito de transformar y llegar a estadios que permitan la innovación. Para ello fue indispensable entender que la razón debe ubicarse en un imperio por encima del error y de todo aquello que generara desesperanza.

Agustín Laje; politólogo, máster y doctor en filosofía, dice que la razón busca descubrir misterios de la naturaleza con fines transformadores y se empezó a convertir en una fuerza transformadora lo que llevó al pueblo a pasar de la desesperanza a ver el renacimiento de sus ideales.

Razón, naturaleza, pueblo. Son tres fundamentos, según Laje, sobre el cual han girado las batallas culturales hacia la modernidad. Con ellos el hombre se concientizó de la estrecha relación entre el conocimiento y poder. Al mismo tiempo se presentó la inquietud sobre cuál sería el buen conocimiento y se crea una carrera ideológica sobre las ideas. Las tertulias llevaron al estudio de las ideas y se consideraban como las adecuadas aquellas las que podían crear las mejores sociedades. Desde aquí se formulan proyectos políticos, pero no enfocados en la conservación del poder. El asunto es más complejo toda vez que es una política comprometida con la reforma de la cultura donde se adelanta un programa de ingeniería social.

Kenneth Minogue; profesor en la Escuela de Economía de Londres, afirma que la ideología es la doctrina que presenta una verdad escondida y salvadora. De aquí se puede decir que es necesario conocer para transformar. Se convierte la ideología en el armamento pesado de la batalla cultural y el intelectual en el soldado encargado de disparar.

El departamento de Sucre debe mirar hacia un templo de la revolución desde lo construido para transformar con el armamento y los soldados adecuados.

1 Comments

  • Con todo respeto señor Montes Vergara, permítame decirle que lo que usted dice aqui està totalmente fuera de contexto….Hablar de la revolución francesa y querer relacionar ese proceso histórico con nosotros los barrigavedde es como querer que de un día para otro un pueblo donde nunca han patia’o un balón lleguen a jugar como los brasileños..Parece ridículo , pero es así…Que tendrán que ver J.J Rouseau y Voltaire los ideólogos de la revolución francesa con la dirigencia politiquera sucreña???…Tiene algún sentido compararlos con Yair Acuña, con los Guerra Tulena, con Alvaro Garcia Romero, con los Guerra de la Espriella, con los Guerrero, con los Pestana, muchos de los cuales no siquiera que la revolución francesa se dió en Francia..???..Suena muy bonito:”El departamento de Sucre debe mirar hacia un templo de la revolución desde lo construido para transformar con el armamento y los soldados adecuados.”, pero realmente no sé a quien impresiona usted con eso……Pregúntele a cualquiera de los aquí nombrados si sabe quien fué Alexis de Tocqueville…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *