19 de abril de 2024
Tendencias

© 2023 El Meridiano.

Congresistas e influencers se han tenido que retractar sobre acusaciones en contra del expresidente Uribe

Por
11 de may. de 2023

Compartir con:

thumbnail

Varios congresistas e influenciadores han tenido que retractarse públicamente sobre las graves acusaciones que han dicho sobre el expresidente Álvaro Uribe, entre esos el congresista Alex Flórez, Maria Fernanda Carrascal, Aliniro Uribe y el influencer Beto Coral.
En el caso de Álex Flórez, el funcionario envió una escueta misiva a la Sala de Instrucción de la Corte Suprema de Justicia en la que se retracta por haber llamado “corrupto, criminal, bandido y narcoparamilitar” al expresidente Álvaro Uribe Vélez.

El exmandatario denunció al cabildante al considerar que con estas acusaciones públicas estaba afectando su “integridad moral”, por lo que le pidió a la Fiscalía General que lo investigara por la calumnia. Sin embargo, cuando Flórez fue elegido senador, el proceso pasó a la Corte Suprema de Justicia.

“Me permito informar que no me consta, no tengo pruebas de que el señor expresidente Álvaro Uribe Vélez sea cómplice, autor, ni determinador de los delitos de concierto para delinquir agravado, narcotráfico, homicidio en persona protegida en concurso homogéneo ni heterogéneo y sucesivo, desaparición forzada, genocidio, instigación a delinquir, así como tampoco de delito alguno contra la administración pública ni de administración de justicia”, precisa la carta que envió Florez al magistrado Francisco Javier Farfán.

Y es que Flórez tiene pendiente un proceso disciplinario por haber llamado “corruptos” y “asesinos” a los policías que lo retuvieron cuando intentaba ingresar en estado de alicoramiento a un hotel ubicado en el Centro Histórico de Cartagena.

El pasado 2 de mayo, tras la intervención de su defensa, el congresista pidió que se emita un fallo absolutorio al considerar que no incurrió en ninguna falla disciplinaria. Flórez insistió en que en ese momento estaba bajo los efectos del alcohol y no era para nada consciente de los actos que cometía ni de las palabras que decía en contra de los agentes de la policía.
El Centro Democrático hizo un recuento de las personas que han enviado mensajes tachando el buen nombre del expresidente y la justicia ha obligado a echarse para atrás.