COLOMBIA ES PAZ

EN NOTICIAS > COLOMBIA ES PAZ > SINCELEJO
Por Redacción El Meridiano | 2016-10-08 10:00:00

El mundo dijo SÍ

Nobel de PAZ

Las cartas están en la mesa y los aires de paz en el mundo soplan a favor de Juan Manuel Santos, el presidente de los colombianos que ostenta hoy con sobrados méritos el Premio Nobel de Paz.

Si bien este reconocimiento del Comité Noruego del Premio Nobel no garantiza automáticamente el fin de la guerra entre el Estado y las Farc,  sí deja claro que, como nunca antes, los colombianos estamos en la mirada del mundo. Ese mundo consciente de que el desarrollo de los pueblos debe estar cimentado en los principios de reconciliación y no en enfrentamientos fratricidas generadores de víctimas y pobreza.

La noticia cae como un bálsamo en un país en el que un NO inesperado en el plebiscito postergó el fin del conflicto con la guerrilla más vieja de América Latina.

El más antiguo

En palabras del catedrático Inaldo Chávez Acosta, el conflicto interno en Colombia es el más antiguo que el mundo ha soportado. Ha sido más intenso incluso que las guerras del África subsahariana, el Medio Oriente y el Pacífico Sur, compara Chávez.

Su lectura sobre la decisión del Comité Noruego la radica en la esperanza de la comunidad internacional en que se acabe la confrontación con las Farc. 

Por eso, el tiempo, el mismo que parece haberse congelado en un río de sangre desde la Guerra de los Mil Días, reclama celeridad a las  comisiones de paz conformadas por el Gobierno y los voceros del NO, que discuten sobre el futuro del acuerdo con las Farc.

Con este premio, reflexiona Chávez, las intenciones de Santos de alcanzar la paz adquieren más fuerza y legitimidad dentro del contexto global. "Ahí dependería también de una correlación de fuerzas en torno a su mandato", resalta.

El proceso de paz de Colombia ha ocupado las páginas de los diarios en el mundo.

Ahora es el momento de que la llamada Unidad Nacional --el bloque de partidos que conforman la coalición que apoya al presidente Santos-- "no se vuelva agua".

Más presión

También se necesita más  presión de parte de la ciudadanía para defender con convicción el proceso de paz. Sobre lo anterior,  Chávez no cree que la cultura participativa de la ciudadanía colombiana cambie de un momento a otro, pero los últimos días han demostrado que en lo que tiene que ver con los diálogos del Gobierno con las Farc no todo está dicho. 

Para otros es importante que el Gobierno no subestime a la oposición liderada por el expresidente Álvaro Uribe Vélez que, en una amalgama de fuerzas disimiles, logró conseguir en las urnas un apoyo mayoritario, aunque estrecho, a la opción del NO en el plebiscito del 2 de octubre pasado. 

También, a la luz de los resultados, hay quienes creen que faltó cohesión entre las fuerzas políticas que estaban por el SÍ para hacer una campaña más efectiva y convincente.

Impulso adicional

No hay duda de que el Premio Nobel otorgado al presidente Santos es un impulso adicional a sus incesantes esfuerzos de paz, pero para obtener esta en forma definitiva y duradera hay que desarmar los espíritus y evitar en la medida de lo posible confrontaciones inútiles entre los bandos enfrentados. 

TE RECORDAMOS

Gabriel García Márquez, el más grande escritor que ha tenido Colombia, obtuvo en 1982 el Premio Nobel de Literatura, otorgado por la Academia Sueca, gracias a su obra "Cien años de soledad". 


Compartir
Sin comentarios, sé el primero en comentar.