EN LO JUDICIAL CÓRDOBA

EN CÓRDOBA > EN LO JUDICIAL CÓRDOBA > MONTERÍA
Por Redacción El Meridiano | 2018-12-06 00:00:00

Mataron a testigo de crimen de empresaria

De gafas, Rosa Trujillo Arroyave, seguida por su amiga Nubia Giraldo de Toro, cuando llegaban ayer al Palacio de Justicia. En el recuadro, Cornelia Martínez, la víctima; y a la derecha la otra víctima del  plan criminal de este entramado, es decir, quien sería otro testigo clave, Harold Esneider Agámez.


El Juez Tercero Penal Municipal, Leroy Ibáñez Soto, dictó anoche medida de aseguramiento en la cárcel Las Mercedes contra Nubia Giraldo de Toro, por su presunta participación como determinadora del crimen de la empresaria residente en el barrio Álamos de Montería, Cornelia Martínez de Quintero. 

Sorpresivamente la compañera de la encarcelada, Rosa Trujillo Arroyave, prima de Fernando Arroyave Herazo, uno de los asegurados por el mismo crimen, quedó en absoluta libertad. Pero la Fiscalía cree tener indicios que la podrían vincular al proceso. 

Ayer cuando  inició la audiencia de solicitud de medida de aseguramiento por parte de la Fiscalía contra las procesadas Rosa Trujillo Arroyave y su amiga Nubia Giraldo de Toro, este medio conoció un detalle insospechado en el curso de la investigación por el crimen de Martínez de Quintero, de 67 años.

Harold Esneider Agámez, el vendedor de pescado que fue asesinado a las 6:00 de la mañana del 22 de noviembre al frente de su casa, ya había sido vinculado a la investigación por el atentado sicarial de la noche del 21 de septiembre que le costó la vida a la empresaria monteriana. Contra este joven residente en el barrio El Níspero, la Fiscalía había solicitado a un juez que librara orden de captura en su contra, luego de tener indicios de que él habría acompañado a Fernando Arroyave Herazo, primo de Rosa Trujillo Arroyave, a llevar en una camioneta blanca el dinero prometido a los sicarios Frank Valencia Loaiza y Jairo Correa Sánchez. El primero, hoy confeso asesino de Cornelia Martínez; y el segundo, el mototaxista que lo transportó la noche del atentado. Todos eran amigos y conocieron del plan criminal. 

Pero este medio conoció más de este escabroso proceso. 

Por ejemplo, que el arma con el que mataron a la empresaria lo fueron a buscar donde alias 'Nando', un antioqueño  con  domicilios en la Urbanización La Gloria y en Cereté. 

TE RECORDAMOS

Un sexto sujeto involucrado en el crimen ya está identificado y su tarea fue seguir a la empresaria.


Compartir
Sin comentarios, sé el primero en comentar.