EN LO JUDICIAL CÓRDOBA

EN CÓRDOBA > EN LO JUDICIAL CÓRDOBA > MONTERÍA
Por Redacción El Meridiano | 2017-11-12 00:00:00

Iba para una misa y lo mató camioneta

Los accidentes fatales en la vía Montería-Arboletes son el pan de cada día, desde que esa carretera fue reconstruida. Autoridades piden prudencia.

El accidente en el que resultó atropellado Aristides Manuel Ávila fue a pocos metros de la Ensenada de Morindó, en la vía a Arboletes. Su hijo Jorge Luis Ávila (foto der. inferior), anunció ayer acciones civiles contra la firma propietaria de la camioneta que impactó la moto conducida por su padre. 


Tras permanecer 22 días internado en una clínica en cuidados intensivos falleció ayer Aristides Manuel Ávila González, de 75 años. Este veterano artesano experto en fabricar kioscos en madera y todo tipo de palmas, iba en su motocicleta del sitio de donde residía en el corregimiento de El Ébano, Los Córdoba, hacia Morindó. Allí asistiría a una misa por el aniversario de la muerte de un amigo de la familia. Cuando trató de girar para entrar a la Ensenada de Morindó, sobre la carretera Montería-Arboletes, fue impactado violentamente por la camioneta de placas USM-039, conducida por Stewar Cano, trabajador de la firma Komatsu. 

El choque fue pasadas las 4:00 de la tarde del jueves 19 de octubre y una ambulancia que estaba cerca sirvió para el traslado de Avila González a una clínica de la capital. "Cuando me llamaron para decirme lo sucedido y que transportaban a mi padre a una clínica en Montería, me fui a esperarlo en la urgencia. Cuando lo bajaron en una camilla lo agarré por la mano y me dijo que tenía mucho dolor y que se quería sentar. Ese día lo operaron, pues tenía comprometidos los intestinos, porque una costilla los había perforado. También presentaba trauma craneal y fractura de tibia y peroné derecho", narró ayer a este medio su hijo Jorge Luis Ávila Lozano.

Aseguró que por la falta de resaltos en la zona, la camioneta al parecer iba a alta velocidad y su padre, quien estaba por entrar a la ensenada, no pudo escapar al impacto. 

Ayer por la tarde el cadáver fue entregado por Medicina Legal a sus hijos,  para sepultarlo hoy a las 4:00 p.m en El Ébano. 

TE DESTACAMOS

Durante los 22 días que permaneció internado, el artesano fabricante de kioscos tuvo una mejoría y le retiraron los tubos,  incluso lo iban a sacar de la Unidad de Cuidados Intensivos. Pero una recaída por una insuficiencia cardíaca  le causó el deceso. "Logré ver su mejoría y me reconoció", precisó Jorge Luis Ávila.


Compartir
Sin comentarios, sé el primero en comentar.